cabello graso

Consejos para cuidar el cabello graso

Algunos remedios naturales funcionan bien para el cabello graso. Desde Farmacia Ros te contamos qué te va a ayudar a eliminar el exceso de sebo del cabello, un molesto problema que es fuente de incomodidad para muchas personas.

Intenta seguir nuestros consejos y atajar el problema de tu pelo de raíz.

Cómo es el cabello graso

El cabello graso presenta varias características, como son:

  • Suele tener un aspecto graso y brillante.
  • Se ve sucio un día después de lavarlo.
  • Presenta un olor desagradable.

La razón se encuentra en la sobreproducción de las glándulas sebáceas, situadas justo en la base de los folículos pilosos. Esto también es evidente en otras dolencias de la piel, como la piel grasa en la zona T (frente, nariz, barbilla) de la cara, los granos, los puntos negros, los poros dilatados, etc.

Normalmente, el sebo tiene un importante efecto protector sobre la piel, ya que actúa como filtro contra las agresiones externas, hidrata y fortalece el cabello. Cuando se produce en cantidades excesivas, todas estas funciones se pierden, provocando picores e irritaciones en la piel.

Cabello graso: las causas

Son muchos los factores que están detrás del cabello graso: desequilibrios hormonales, mala alimentación, estrés y ansiedad, uso excesivo de tintes o champús demasiado agresivos.

La gente suele utilizar productos contra la seborrea que acaban resecando el cabello, causando más daños. En realidad, hay muchos cosméticos naturales que pueden ayudarnos: soluciones sencillas y baratas al alcance de todos.

Consejos y remedios naturales para tratar el cabello graso

Descubramos cómo solucionar este problema con nuestros remedios naturales. Sigue nuestros consejos para mejorar el aspecto del cabello graso.

Zumo de limón

Conocido por sus propiedades desengrasantes, se recomienda para los cabellos grasos porque tiende a secarlos. También es útil cuando el cabello está apagado porque le da brillo y tiende a aclararlo. Después de lavarte el pelo, exprime el zumo de 1 o 2 limones en el cuero cabelludo, pero ten cuidado de no excederte, ya que puede resecar tu cabello a largo plazo. Aclarar sólo con agua y secar con secador.

Bicarbonato

Ya sabemos que el bicarbonato tiene muchos usos, incluido el de evitar el cabello graso. Podemos utilizarlo en pequeñas cantidades sobre el cabello y dejar que haga efecto durante quince minutos. Transcurrido ese tiempo lo podremos quitar. Si somos regulares con el uso del bicarbonato, notaremos mejoría en unas semanas.

Aceites esenciales

Algunos aceites esenciales pueden ayudarte a tratar el sebo  del cabello graso y la caspa. Bastan de 3 a 4 gotas para regular inmediatamente el exceso de sebo. Se suelen usar diluidos en agua o añadidos al champú que usamos habitualmente.

Infusiones

Se recomienda el uso de infusiones de plantas astringentes, como las hojas de castaño. Viértelas en el cabello inmediatamente después del champú y conseguirás dar brillo al cabello, además de reducir la caspa. Las hojas deben cosecharse en primavera y dejarse secar al sol, para luego colocarlas en bolsas de papel lejos del contacto directo con la luz.

Champú

En cualquier supermercado podemos encontrar multitud de champús especializados para diferentes tipos de cabellos. Podemos elegir uno que sea específico para tratar el cabello graso. Para asegurarnos de su eficacia, podemos acudir a una farmacia, la cual tendrá champús testados y que beneficien la salud de nuestro cuero cabelludo, eliminando el exceso de grasa.

En Farmacia Ros somos especialistas en el cuidado del cabello

La nutrición

Una dieta correcta y equilibrada, así como el consumo diario de frutas y verduras frescas, preferiblemente ecológicas, ayuda a aportar las cantidades adecuadas de sales minerales y vitaminas, necesarias para un cabello sano.

Mascarillas

Al igual que ocurre con el champú, podemos encontrar mascarillas especiales para el cabello graso tanto en supermercados como en farmacias que nos aliviarán el picor y sanearán nuestro pelo. Y si lo prefieres, puedes hacer tú misma las mascarillas de forma casera con infusiones de menta y vinagre. Para obtener resultados debemos ser constantes y  usarlas durante varias semanas.

Cabello graso: qué debemos evitar

Los remedios naturales que te hemos propuesto te ayudarán a mantener la situación bajo control, pero hay que tomar algunas precauciones para no sobreestimular la actividad de las glándulas sebáceas, responsables de este antiestético problema capilar.

  • Evita lavarte el pelo con frecuencia, ya que esto estimula a las glándulas sebáceas a producir más sebo.
  • No frotes demasiado el cuero cabelludo cuando utilices el champú y no hagas más de un lavado a la vez.
  • Aclara con agua tibia y, cuando te seques el pelo, evita frotarlo con la toalla. Sécalo con palmaditas como lo hace un peluquero. Utiliza un secador de pelo a baja temperatura, sin dirigirlo a las raíces.
  • Utiliza un peine de plástico con cabezas suaves y redondeadas y dientes anchos, ya que de lo contrario podrías dañar el cuero cabelludo y estimular la producción de sebo.
  • Evita en la medida de lo posible los productos capilares en gel y evita el uso de espuma para dar forma a tu cabello. Si necesitas peinarte, prueba a hacer una laca con ingredientes naturales.

Si quieres más información sobre un adecuado cuidado del cabello, contacta con La Farmacia Ros, somos especialistas en dietética y nutrición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba